La Minuta

Corredor Transístmico: Campesinos expulsan a trabajadores de Hank Rhon de sus comunidades

Los campesinos de la zona norte del Istmo de Tehuantepec realizan reuniones y movilizaciones que ratifican su rechazo a las obras del Corredor Transístmico, megaproyecto para mover en trenes de carga a miles de contenedores de mercancía del Pacífico al Atlántico. El 20 de octubre, la Unión de Comunidades Indígenas de la Zona Norte del Istmo (Ucizoni), 400 campesinos tomaron la sede del Instituto Nacional de Pueblos Indígenas (INPI) en San Juan Guichicovi para denunciar que la consulta sobre el proyecto “no fue libre ni informada, sino amañada”. De acuerdo con un reportaje de Alberto López, en los últimos días los pobladores de Paso Maravilla y Palomares, que pertenecen al municipio de Matías Romero y de Mogoñé Viejo, en San Juan Guichicovi, han expulsado de sus tierras a trabajadores de la empresa Hermes, quienes, a toda costa, quieren entrar a limpiar la maleza a orillas de las vías de tren, para el cambio de durmientes. Cabe recordar que la empresa Peninsular Constructora, que forma parte del grupo Hermes, propiedad del multimillonario Carlos Hank Rhon (hijo de Carlos Hank González, fundador del poderoso Grupo Atlacomulco del PRI), ganó la licitación de construcción de 56 kilómetros del corredor, obra que por la resistencia de las comunidades no lleva ningún avance. Mientras que por un lado ejidatarios de San Juan Guichicovi tendrán hoy una reunión con autoridades federales, donde exigen saber que impacto tendrá el megaproyecto en sus vidas, la Ucizoni informa que prepara una asamblea regional de comunidades indígenas para definir acciones y evitar hechos de violencia con los trabajadores de Hermes.

Leer todo el reportaje: Pueblos originarios mantienen resistencia al transístmico, se reunirán con autoridades federales. Contexto: Mixes clausuran oficinas del INPI en el Istmo, en solidaridad con otomíes y Grupo Hermes de Hank Rhon gana una licitación del Corredor Transístmico. Foto: Ucizoni.