La Minuta

Siete muertes de mineros en Coahuila pudieron evitarse; acusan negligencia de CFE (Videos)

La muerte de los siete mineros en Coahuila “es resultado de la omisión de las autoridades y la ilegalidad de empresarios carboníferos”, denunciaron organizaciones tras el rescate del cuerpo del último trabajador que quedó atrapado el 4 de junio en el derrumbe de la mina Micarán. Después de que las brigadas de búsqueda rescataran el séptimo y último cuerpo de los mineros que el pasado 4 de junio quedaron atrapados en la mina de carbón en Múzquiz, Coahuila, la Organización Familia Pasta de Conchos (OFPC) y el Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro Juárez (Centro Prodh) declararon en un comunicado que desde hace quince años han advertido la posibilidad de nuevas víctimas mortales si se mantienen las condiciones que dieron lugar a la explosión en Pasta de Conchos. Indicaron la nula respuesta de las autoridades y exigieron una vez más la prohibición del modelo minero de “pocitos de carbón” y “minitas de arrastre”, ya que están basados en condiciones “peligrosas, insalubres e inhumanas para los trabajadores”, así como el compromiso público de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) de no comprar carbón extraído de este tipo de minería y la elaboración de un Protocolo Nacional de Salvamiento Minero.

Leer el boletín: Múzquiz, tragedia minera evitable. Ver entrevista con Cristina Auerbach de Familia Pasta de Conchos (7 min.) y Martha, hija de un minero atrapado en Pasta de Conchos, manda un mensaje a Manuel Bartlett (1 min.) y Vanesa del Castillo (MORENA) de la LXIV también le entregó una carta a Manuel Bartlett (1 min.). Contexto: Familias de mineros fallecidos en Coahuila, sin atención de autoridades: Pasta de Conchos