La Minuta

“Piedras de tropiezo”, iniciativa colectiva en memoria de las víctimas del Holocausto

En toda Alemania y en otros países europeos se topa uno con pequeñas placas metálicas en los adoquines de la banqueta: Se trata de las Stolpersteine, literalmente “piedras de tropiezo” en alemán, que son parte de un amplio proyecto de memoria y conmemoración a las víctimas del Holocausto.

El proyecto inició el artista alemán Gunter Demnig en 1992, el cual consiste en la instalación de cubos de concreto con placas de bronce que llevan inscritos los nombres y datos de las víctimas de la persecución y exterminio por los nazis en el oscuro periodo dela historia alemana entre 1933 y 1945. Cada placa corresponde a una persona, y es colocada en la banqueta frente a los edificios en dónde esas personas vivían hasta que fueron detenidas por los nazis y deportadas a campos de concentración y exterminio.

Desde el inicio del proyecto hace treinta años, Demnig y una red de voluntarios han instalado más de 75 mil “Stolpersteine” en más de 1,200 ciudades y pueblos a lo largo y ancho de Alemania, así como en 23 países europeos más, lo que hace al proyecto de las “Stolpersteine” el monumento descentralizado más grande del mundo.

La investigación sobre los nombres y datos, así como las locaciones en dónde se colocarán nuevas placas comúnmente es realizada por estudiantes y maestros de escuelas así como descendientes de las víctimas y organizaciones locales de historia, quienes solicitan su creación. Cada una de las piezas es hecha a mano y sus costos de producción son cubiertos por donaciones. Cuando se instalan generalmente hay una ceremonia de conmemoración, relata Daniel Salinas Córdova.

Cabe recordar que el 27 de enero de 1945, el Ejército Rojo de la Unión Soviética liberó a los presos de Auschwitz, el campo de exterminio más grande, y aquella fecha quedó para la historia como el Día Internacional de Conmemoración en Memoria de las Víctimas del Holocausto.

Las Stolpersteine, un proyecto de memoria y conmemoración a las víctimas del Holocausto. Leer también: Piedras en el camino y La historia de los dos judíos a los que España ha rendido hoy homenaje en Roma