La Minuta

Kenia Hernández es acusada de robo en caseta en Ecatepec, pero este día estaba en Xochistlahuaca

Kenia Hernández, activista indígena amuzga que lleva un año y cuatro meses en prisión, fue acusada de haber cometido en marzo de 2020 un robo con violencia en una caseta de cobro en Ecatepec, Estado de México. Sin embargo, un dictamen pericial del que este medio guarda copia establece que la activista el día de los hechos se encontraba Xochistlahuaca, Guerrero, a más de 600 kilómetros y hasta ocho horas con 52 minutos de trayecto, por la vía más rápida, del lugar del robo en Ecatepec.

Para Front Line Defenders, una organización defensora de derechos humanos con sede en Irlanda, la sentencia en contra de la activista indígena es parte “de una estrategia de acoso judicial y de detenciones arbitrarias en represalia por defender los derechos de las comunidades campesinas”.

Antonio Lara, abogado de Kenia e integrante del Centro de Derechos Humanos Zeferino Ladrillero, explicó en entrevista que la causa penal relativa a este caso está por finalizar y llegar a la fase de juicio. En todos los casos, expuso el abogado Lara, Capufe se negó “tajantemente” a llegar a un acuerdo reparatorio, luego de que en las protestas sociales se dejara el paso abierto a la circulación durante un tiempo y eso ocasionó un daño económico a la dependencia, reporta Manu Ureste en Animal Político.

Front Line Defenders: Kenia Inés Hernández Montalván es sentenciada a diez años y seis meses de prisión. Más información: Kenia Hernández es acusada de robo en caseta en Ecatepec, pero un dictamen señala que estaba a 600 km del lugar. Ver video de Octava TV sobre el caso aquí. Contexto: Sentencian a Kenia Hernández a 10 años y 6 meses de prisión en un penal de máxima seguridad (Audio)