La Minuta

Agoniza el Istmo por emprendimientos de “progreso y desarrollo”: APIIDTT

La región de Layú bee, mejor conocida como Istmo de Tehuantepec, «es un campo agonizante por los diversos emprendimientos de “progreso y desarrollo” que los finqueros del pasado han realizado» y que hoy continúan con «el nuevo finquero que ocupa la silla presidencial», denunció la Asamblea de Pueblos Indígenas del Istmo en Defensa de la Tierra y el Territorio (APIIDTT).

Lamentan los impactos en la biodiversidad de la región que han provocado el uso industrial del suelo, la explotación de mantos petroleros y azufreros, el aumento de la capacidad de refinación del crudo en sus dos costas, el establecimiento de complejos petroquímicos, la instalación y operación del sistema de transportes; gasoductos y oleoductos; y el crecimiento de la zona urbana y del corredor industrial Coatzacoalcos-Minatitlán.

A esto, se han sumado los sistemas de transportes de carga pesada, terrestres y marítimos, para conectar las regiones petroleras desde Coatzacoalcos hasta Salina Cruz, que se conectan a su vez con las regiones petroleras del norte de Chiapas, Tabasco y Campeche; además de la ganaderización extensiva concentrada en el sur de Veracruz y gran parte de Tabasco; la expansión de una agricultura intensiva tecnificada y de plantaciones forestales comerciales, el uso indiscriminado de agroquímicos y fertilizantes sintéticos, y la explotación maderera han hecho mella en los bosques y selvas.

Leer el pronunciamiento: No Habrá Paisaje Después de la Transformación. Contexto: Corredor Interoceánico: acaparamiento de tierra, agua y energía