La Minuta

Cherán, 10 años libre de narco y partidos

El 15 de abril de 2011 un grupo de mujeres purépechas se había armado de coraje y, al despuntar el, tocaron las campanas de la iglesia del Calvario de Cherán para convocar al pueblo entero y, de manera conjunta, detener a quienes osaban acabarse el bosque, aquel lugar de donde provenía el sustento de la comunidad. Fueron las mujeres quienes, en lugar de reproducir la violencia, pusieron un alto al despojo, armadas de palos, machetes y sartenes, detuvieron por unos días a los criminales y luego los entregaron. Hace una década Cherán, municipio de 223 km² con una población de 20,586 habitantes, se organizó para proteger su territorio. Fue un levantamiento encabezado por mujeres. Si este levantamiento hubiera sido protagonizado en su origen por hombres la historia hubiera sido diferente: linchamientos, venganzas. En cambio, las mujeres que se levantaron tuvieron dos aciertos de inmediato: primero frenaron la tala y luego detuvieron el crecimiento exponencial de la violencia; en segundo lugar, llenaron de valor a todo Cherán para salir de la inmovilidad y comenzar a organizarse. Cherán construyó su propio camino, así como años atrás lo habían hecho las comunidades zapatistas, tal y como se ha hecho en Oaxaca o en Guerrero, en donde otros modos y otros caminos de la política han surgido o se han confirmado, a veces bajo la influencia de las experiencias más sonadas, pero a veces bajo el signo propio. Esta comunidad michoacana puso en entredicho que la política existe únicamente dentro del cause tradicional del Estado mexicano, bajos sus términos y condiciones, y exhibió que quienes han apoyado y protegido criminales son los partidos políticos que pretenden gobernar.

Leer el reportaje íntegro de Heriberto Paredes: 10 años de lucha y organización social en Cherán. Foto: Mujeres de fuego: Coral. Contexto: El Estado mexicano debe reconocer la autonomía de los pueblos indígenas ya: ALDEA y El captador de agua pluvial más grande de Latinoamérica se encuentra en Cherán